¿Por qué deberíamos contratarle a usted?

Añadir nuevo comentario

Ésta, junto con la pregunta de “¿Cuáles son sus puntos fuertes / débiles?” y la de “Defínase con tres cualidades” suelen ser las preguntas más temidas en una entrevista de trabajo.

Si nos damos cuenta, en estas preguntas no hay una relación directa con nuestro currículum o con nuestra trayectoria profesional (ojo, he dicho directa) sino más bien que a través de ellas buscan concretamente conocer aquello que no sale reflejado en el currículum, es decir, a la persona que está detrás del candidato.

 

Tendemos a separar los conceptos, pero una cosa es clara, y es que por mucho que te esfuerces, tu "yo" profesional está directamente ligado a tu "yo" personal: hay cosas en ti, valores fundamentales, actitudes y comportamientos inherentes a ti independientemente de dónde te posiciones, esfera personal, laboral o cualquier otra. Si tenemos esto claro, las preguntas antes señaladas que suelen ser las que más miedo dan (junto con la de “¿Cuánto espera cobrar?”, pero esa la dejamos para otro momento) sólo implican una cosa, y es conocernos a nosotros mismos y saber destacar nuestros aspectos más reseñables.  

 

Cuando pensamos en prepararnos para una entrevista de trabajo solemos pensar en cómo resumir nuestro currículum, en cómo comportarnos, cómo mirar, cómo responder a preguntas tipo con respuestas tipo… y esto es un grave error. Cuando en una entrevista te preguntan “¿Cuáles son sus puntos fuertes?” no quieren oír la manida idea de organizado, responsable y trabajador, de la misma manera que cuando te preguntan por tus puntos débiles no les estás dando ninguna información si respondes perfeccionista, por ejemplo. Bueno, sí, les estás dando una información muy valiosa: que te has preparado la entrevista para pasarla, no para demostrar tu valía como profesional.

 

La pregunta de “¿Por qué deberíamos contratarle a usted?” es crucial, por la sencilla razón de que a través de esta pregunta abierta te están permitiendo dar a conocer todo aquello que tú puedes aportar de valor diferenciador a la empresa (experiencias profesionales, conocimientos, competencias, cualidades y habilidades personales)  Es decir, te están dando la opción de demostrar lo mejor de ti, y eso tienes que tenerlo preparado, pero no de una forma mecánica o de acuerdo a un manual.  Preparar una entrevista de trabajo implica básicamente conocerse, saber qué tipo de profesional eres para poder ofrecer a la empresa lo que están buscando. Huye de los tópicos, de las recomendaciones generalistas y céntrate en ti. Repasa tus logros, tus talentos, atesóralos, dales valor y forma, y genera, a través de ellos y combinados con tus cualidades y competencias más destacadas, ese profesional que están buscando. Sólo tú puedes saber de verdad por qué deberían contratarte y sólo tú puedes demostrarlo en la entrevista. 

 

Por Elena Ariño Lecina

Sobre Antiguos Ruteros

Alberto Carcedo
Alex Maretti
Álvaro Polo
Amaia Aramburu
Ana Belén Panés Benítez
Ana Claudia Martínez
Ana Rubio
Andrea Sa
Arantxa Domínguez
Azucena Fraile
Beatriz Ruiz
Beatriz Vélez
Beatriz Reyero
Carla Torrado

Add comment