El valor de lo nuestro

Añadir nuevo comentario

Hace poco se ha estrenado en los cines la enésima película sobre el Rey Arturo, el mito medieval inglés (al igual que Robín Hood) que tanto de preocupan de cacarear, vitorear y aclamar. ¿Cuántas versiones distintas? ¡El boato británico para sacar jugo a su leyenda blanca y remarcar sus logros ocultando sus errores garrafales! 

  • ¿Y por qué dices lo de los errores británicos?
  • Pues porque es así de sencillo. Se olvidan de lo malo y airean lo bueno, miles de veces si es necesario.

También hace poco se ha estrenado la película Dunkerque en la que miles de soldados británicos, acorralados por los nazis, son evacuados en una hazaña naval fuera de toda duda. Pero lo que no cuenta la película ni los libros de historia es que los propios británicos abandonaron a su suerte a cientos de soldados franceses. Amén de que en la guerra de la independencia se dio un hecho parecido: miles de soldados ingleses, acorralados por la fiera infantería de Napoleón, fueron evacuados en La Coruña, dejando atrás un buen número de muertos. Vuelven a destacar lo bueno y eliminan lo malo.

Hace ya muchos años, Blas de Lezo, el gran marino español, derrotó a una gran armada británica (mayor que la Felicísima Armada de Felipe II) que pretendía tomar Cartagena de Indias (Colombia) y hacerse con Sudamérica y su gran mercado. Previamente, ante los escasos recursos de Blas de Lezo, el almirante inglés mandó una nave a Inglaterra para anunciar la victoria, incluso se acuñaron monedas del acontecimiento. Pero ocurrió lo inesperado y miles de casacas rojas murieron en tierras colombianas, frenados por un español de raza. La derrota se ocultó bajo pena de muerte y se siguió alimentando la leyenda negra española, jaleada por muchos nacionales, que se creían esos términos.

  • ¿A qué viene esta lección de historia?
  • Simplemente quiero destacar el valor de lo nuestro, como hacen y han hecho continuamente los ingleses.

No me voy a detener en los españoles en general que solemos creernos esa leyenda negra y defenestrar a numerosos héroes que han pululando por el mundo. Si hubiesen nacido en América o Inglaterra ya habrían tenido muchas películas. Pero tuvieron la desgracia de defender el pabellón español y fue su perdición. Abandonados, deslegitimados o vilipendiados han echado basura sobre ellos sin destacar ese valor importante de nuestra historia. Así nos luce el pelo y así seguirá ocurriendo. En vez de quedarnos con lo que nos une, hacemos sangre de lo que nos diferencia. Y es mucho más lo que nos une y lo que nos ha unido.

El valor de lo nuestro es eso, lo que tenemos que sacar adelante olvidando lo negativo, apostando por lo positivo, por nuestro fuerte, por la razón de existir, de viajar, de construir y de sumar. Esa es la filosofía en nuestra vida cotidiana, en nuestro peregrinar y en la construcción de los cimientos que sostienen nuestra existencia. Si nos paramos en lo malo, que sólo nos debe de servir para aprender de esos errores, levantarnos y continuar, no avanzaremos jamás y quedaremos anclados en el tormentoso pasado.

El futuro se construye mirando hacia delante con los mimbres poderosos de nuestras victorias, de nuestro valor sobrado y el abundante positivismo de nuestras filas. No mires atrás, siéntete orgullo de lo que tienes en tus manos y presume del valor de lo nuestro. Te lo mereces.

José Carlos Mena Sánchez

Sobre José Carlos Mena Sánchez

 

¿Quieres hacer un curso con José Carlos Mena Sánchez ? apúntate aquí

Add comment