×

Mensaje de error

  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out
  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out
  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out

El que nace para martillo del cielo le caen los clavos

Añadir nuevo comentario

El que nace para martillo, del cielo le caen los clavos”. Este es un dicho que puede tener diferentes acepciones dependiendo de la situación.

La acepción más común que he escuchado es que si naciste con un talento, el destino o el entorno te facilitarán todo lo demás, como recursos y oportunidades.

Sin embargo; a mí, esa acepción más común me resulta bastante pasiva o reactiva y prefiero las siguientes más proactivas:

Todo el universo conspira para que, aquel que luche por sus sueños y crea en ellos, pueda alcanzarlos"

O también

Si has nacido con una misión en la vida, ella se encarga de enviarte señales para conducirte por el camino que lleva a realizar esa misión

Cualquiera de estas dos últimas acepciones del conocido refrán implica que no es suficiente con tener un talento, con “ser martillo”; que también es necesario tomar acción, tener confianza en uno mismo, identificar nuestra misión, estar atento y detectar las señales que te envía el entorno, diseñar y recorrer el trayecto adecuado para…utilizar los recursos y oportunidades que van apareciendo en nuestra vida, “los clavos que te caen del cielo”, para aprovechar y potenciar adecuadamente aquel talento inicial.

Es decir; además de tener un talento, innato o adquirido, si queremos obtener resultados, personales o profesionales, nos conviene tomar acción y desarrollar actitudes y aptitudes con voluntad y perseverancia, con paciencia pero con la necesaria intensidad y frecuencia, con flexibilidad y capacidad de adaptación.

Recuerdo, desde muy jovencito, un consejo que con frecuencia me ha repetido mi madre hasta hace bien pocos años (mi madre siempre ha sido de consejos muy asertivos y constructivos, lo cual nunca podré agradecer suficientemente):

Antoñito, siempre hay que tener un sueño y un proyecto y, cuando los tengas, espabila y ponte a ello…cojones

Como se puede observar, mi madre no menciona para nada mis posibles talentos que supuestamente tengo y que me pueden ayudar a lograr mis sueños y desarrollar mis proyectos. ¡Ella es así y ya sabe el hijo que tiene!

En definitiva:

¿Qué mejor sueño y proyecto que uno mismo y su desarrollo personal y profesional, independientemente de los talentos previos?

Pues ya sabes: ¡Espabila y ponte a ello!

Sobre Antonio Fuentes

Después de casi 30 años como experto en la Gestión de RR.HH.

¿Quieres hacer un curso con Antonio Fuentes ? apúntate aquí

Add comment

Ruteando con Sara-El mundo Freelance

Buenas Prácticas Ruteras

Newsletter