×

Mensaje de error

  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out
  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out
  • Unable to connect with the reCAPTCHA server (www.google.com): 110: Connection timed out

Autónomo: El Certificado de Retenciones de IRPF

Añadir nuevo comentario

Ahora que estamos en puertas de la campaña de la Renta 2017, es menester que hablemos de un documento muy necesario para poder hacerla: el Certificado de Retenciones.

Certificado que nuestros clientes están obligados a entregarnos, ya que han sido ellos quienes nos han retenido en nuestras facturas y han realizado los ingresos a cuenta por nosotros.

El Certificado de Retenciones de IRPF es un documento que acredita la cantidad de dinero que ya hemos adelantado a la Hacienda Pública a través de las retenciones de IRPF que se realizan en las facturas que emitimos a nuestros clientes.

Si tenemos una factura con una base imponible de 100,00 € y le aplicamos una retención del 7% de IRPF, dejaremos de cobrar 7,00 €, que nuestros clientes ingresarán en la Agencia Tributaria por nosotros.

En definitiva, el certificado de retenciones, es el justificante de que la empresa ha cumplido con su obligación de retenernos y ha ingresado lo que correspondía por tal concepto.

Cuando tengamos que hacer la declaración de la Renta, tendremos que declarar cuánto IRPF hemos ido pagando durante todo el ejercicio anterior.

Los Certificados de Retenciones de todos nuestros clientes a los que hemos facturado, nos darán la cifra real y exacta de cuánto IRPF ha recibido Hacienda en nuestro nombre en el último ejercicio.

Para evitar descuadres entre nuestras cuentas y lo declarado por nuestros pagadores, lo mejor es ir recopilando todos los certificados de retenciones de nuestros clientes y posteriormente, descargándonos nuestros datos fiscales la web de la AEAT, comprobar que datos maneja la Agencia Tributaria.

En este punto es interesante destacar, que en los Certificados de Retenciones solo aparecen los impuestos abonados por parte del cliente y no lo que hayamos facturado. Es decir, si tenemos un pago pendiente este no aparecerá en el certificado.

¿Es obligatorio entregar el certificado de retenciones?

Sí, las empresas y/o profesionales a los que hayamos prestado servicios y hayan realizados ingresos a cuenta en nuestro nombre tienen la obligación de hacernos entrega del Certificado de Retenciones, original, sellado y firmado por la persona que lo emite.

Esto viene recogido en el Reglamento del IRPF en su artículo 108.3:

“El retenedor u obligado a ingresar a cuenta deberá expedir a favor del contribuyente certificación acreditativa de las retenciones practicadas o de los ingresos a cuenta efectuados, así como de los restantes datos referentes al contribuyente que deben incluirse en la declaración anual”.

¿Cómo solicitar el certificado de retenciones?

Cuando llega la hora de hacer la declaración de la Renta y necesitamos recopilar los certificados de todos nuestros clientes con los que has trabajado hay dos opciones: pedírselo a la empresa y/o persona que nos contrató o a la Agencia Tributaria.

¿Qué ocurre si, por ejemplo, la empresa o profesional ya no existe o, ya no tenemos buenas relaciones con la misma?

En estos casos es posible conseguir el certificado de retenciones, de forma sencilla y rápida a través de la web de la Agencia Tributaria. Ellos mismos nos explican cómo hacerlo paso a paso.

¡Eso sí! Para acceder al sistema necesitaremos un certificado electrónico, DNI electrónico o Cl@ve PIN.

El Modelo de Certificado de Retenciones

El Certificado de Retenciones es, por tanto, un documento que resume todo el IRPF que nos han retenido a lo largo del ejercicio anterior.

Este documento, recoge:

  1. El importe íntegro de las prestaciones que fiscalmente tienen la naturaleza de las rentas de trabajo.
  2. Las retenciones efectuadas sobre esas prestaciones.
  3. El importe de la retención por alimentos.
  4. El importe de las deducciones por rentas irregulares.
  5. El importe de los gastos fiscalmente deducibles.
  6. Atrasos: cantidades abonadas y correspondientes a ejercicios anteriores.
  7. Reintegros: cantidades devueltas por los beneficiarios a la Seguridad Social.
  8. Rentas exentas del impuesto con indicación de la prestación y el importe abonado.

Sanciones por no entregar el certificado de retenciones

Ya hemos dicho, que el hecho de enviar los Certificados de Retenciones es obligatorio para nuestros retenedores y por tanto, el hecho de no hacerlo conlleva sanciones.

El proceso sancionador aparece explicado detalladamente en el Real Decreto 2063/2004, artículo 206.

Si el 5 de abril la empresa o profesional encargado de enviar los certificados de retenciones, no lo ha hecho, estaría cometiendo una infracción leve que puede ser sancionada con 150€ por cada certificado no emitido.

Por tanto, no olvidemos la importancia de tener nuestros Certificados de Retenciones de IRPF para la próxima declaración de la Renta y de enviarlos a tiempo si es que nos toca hacerlo por haber practicado e ingresado retenciones el año anterior.

Sobre Manuel Calle Mena

Abogado de profesión especializado en Administración de empresas y de personal, Orientador laboral, Técnico de inserción laboral y Formador, soy una persona que disfruta con lo que hace y que cada día se preocupa por aprender y poder dar un poco más. 

 

¿Quieres hacer un curso con Manuel Calle Mena ? apúntate aquí

Add comment

Ruteando con Sara-El mundo Freelance

Buenas Prácticas Ruteras

Newsletter